Historias contadas "siglo XIX"

Narramos distintos momentos acaecidos a lo largo de su historia con referencias tomadas de los archivos existentes en el Ayuntamiento de Huéscar y los estudios realizados por D. Gonzalo Pulido Castillo.

1819.-Concesión de indulgencias.

Entrega de las Santas

En la ciudad de Huéscar a 20 de diciembre de 1819, los señores Ciudad, Consejo, Justicia y Regimiento de la misma acordaron lo siguiente:
"....memorial dirigido al Excmo. y Emmo. Sr. Arzobispo de Toledo, en el que hizo presente a su Eminencia la particularísima devoción y respetos que los vecinos de esta ciudad tributaban a sus Patronas y Patricias las Santas Mártires del Monte llamadas Alodia y Nonilona, veneradas en su parroquia del mismo nombre y distante tres leguas de la población, desde cuyo santuario se trasladan a esta ciudad todos los años en procesión general para implorar por su poderosa intercesión remedio de la lluvia y, en varias ocasiones, de trabajos y calamidades públicas, con repique de campanas y sumo regocijo de los fieles, haciéndoles un solemne novenario en la parroquia mayor de Santa María, con asistencia de todo el clero y las comunidades, faltando únicamente a tan plausible y solemne función el mayor culto, que era el Manifiesto de Nuestro Señor Sacramentado; y para su logro suplicaba a Su Eminencia a nombre de este común de vecinos se sirviese conceder licencia perpetua para exponerlo a la pública devoción en los días del novenario y gracias que se tributaran a dicha Patronas en las citadas ocasiones....
El decreto de su Eminencia fue el diez de diciembre diciendo: concedemos nuestra licencia y permiso para que el día que se expresa se exponga el Santísimo Sacramento a la pública veneración de los fieles, observándose lo mandado en rúbrica y prevenido en edictos sobre Manifiestos. Así lo decretó y rubricó su Eminencia el Cardenal Arzobispo, mi señor, de que certifico.... para promover la devoción de las mismas Santas Mártires Patronas, se digna conceder cien días de indulgencia a todos los fieles por cada vez que devotamente rezaren a dichas Santas un Padrenuestro y Avemaría, y otros ciento a los que asistiesen a la solemne función que anualmente se celebra en obsequio de las mismas....."
 

1881.- Reparación de la Ermita.

Ermita de las Santas

Pero antes de su muerte en 1508, Don Luis de Beamonte, junto con su esposa Dª. Leonor de Aragón, hermanastra del rey católico, donó al pueblo de Huéscar la dehesa de Horcajón, lugar donde poco antes y a pie de la Sagra, había construido una ermita para depositar unas imágenes góticas de las Santas y unas reliquias que desde Leyre había traído.
Pasados más de dos siglos, la ermita ya estaba muy deteriorada y el párroco decidió su reparación. Se pidió ayuda a las parroquias que formaban la vicaría oscense para sufragar los cuantiosos gastos que la obra estaba originando. Para animar a los fieles y que fueran generosos, se llevaron las imágenes en peregrinación a las distintas iglesias. Pero la obra no resultó fácil.:
".....por la comisión encargada de la traída de las Santas, se presentó la cuenta del gasto hecho, que importa la suma de ciento cuarenta y cinco pesetas, y el ayuntamiento en su vista acordó: Aprobarla con cargo al capítulo del presupuesto corriente." -14 de septiembre de 1881-.

1883.- Las Santas no suben a su ermita el lunes de Pentecostés.

Romeros sobre el río Barbata

...por el regidor síndico, Don Silvestre Sola-Vera Romo, se manifestó que desde tiempo inmemorial viene en costumbre celebrar la función religiosa que en obsequio de Nuestras Santas Patronas se hace anualmente el domingo de Pascua de Pentecostés, llevando tan sagradas imágenes a su santuario el lunes siguiente, a fin de que la villa de Puebla de Don Fadrique, de donde también son patronas, pueda celebrar la función, que en el mismo sentido que esta población, hace en honor de tan veneradas imágenes; mas en el presente año, con motivo de tener que asistir el ayuntamiento al escrutinio general de la elección de concejales, que ha de verificarse en la presente semana y en el mismo día trece, domingo de Pascua de Pentecostés, no puede asistir a la función religiosa que principia a las nueve de la mañana y no termina hasta después de las once, y como el escrutinio es a las diez y no puede demorarse, proponía a la corporación, se sirviese acordar, que la función de Nuestras Santas Patronas se celebre el domingo siguiente veinte de mayo, trasladando las Sagradas Imágenes en su santuario procesionalmente como de costumbre el lunes siguiente." -30 de abril de 1883-. 

Las Patronas

Sabías que

Se trata de una devoción y culto que perdura en estas tierras desde finales del siglo XVI

Semana Santa

Otras fiestas

Altiplanicies

Copyright @ 2009 Portal Comarca de Huéscar. Todos los derechos reservados.